Bastante me conoces.
Bien sabes lo peor que puedo ser
y lo malo que he sido.
Pero como el sol hace los días que nos suceden:
Has hecho de mi el hombre bueno que quieres, sin quererlo.

Anuncios